Qué ver en Oporto

Qué ver en Oporto en un día

Siempre he sido de la opinión de que es imposible conocer una ciudad en un solo día, pero cuando vimos los precios de los vuelos con Ryanair de Madrid a Oporto no pudimos evitar hacer una escapada de ida y vuelta en el día. Por 10 euros podíamos pasar un sábado completo en la ciudad portuguesa, ¿quién iba a decir que no?. Bastaba madrugar para coger uno de los primeros vuelos que salían de Madrid Barajas y aprovechar todo lo posible las horas que íbamos a pasar en Portugal. Teniendo en cuenta nuestra experiencia os cuento que ver en Oporto en un día.

Cuando aterrizamos en Oporto era muy temprano, apenas las siete de la mañana. Cogimos el metro para llegar al centro de la ciudad, la cual nos recibió con lluvia. En vista de la hora decidimos que lo mejor era desayunar un té y unos pasteles de nata en una cafetería frente a la estación de metro Trindade, parada que habíamos elegido para empezar a conocer la ciudad desde allí. Sentados junto a la ventana de la cafetería abrimos nuestro plano para organizar que ver en Oporto teniendo en cuenta que además la lluvia parecía querer ser nuestra compañera de viaje. Tuvimos suerte y finalmente, poco a poco, el cielo se fue despejando y nos permitió disfrutar de una preciosa jornada en la ciudad portuguesa.

No puedo negar que alguna cosa se quedó en pendientes durante nuestra visita a la ciudad, pero todo lo que a continuación relaciono forma parte de una lista bastante completa de cosas que ver en Oporto en un solo día sin necesidad de tener que ir corriendo de un lugar a otro.

  • Avenida dos Aliados y Plaza da Liberdade – Estos dos lugares forman la plaza central de la ciudad de Oporto, un espacio rectangular rodeado de vegetación en el que no hay que dejar de ver el Ayuntamiento y un McDonals (sí, un local de comida rápida) del que dicen es el restaurante más bonito de esta cadena de todos los que posee alrededor del mundo.
  • Estación de Sao Bento – Probablemente sea una de las estaciones de ferrocarril más fotografiadas del mundo. ¿La razón? Esos 20.000 azulejos blanco y azules que decoran las paredes de su vestíbulo.
  • Rua das Flores – Una de las calles con más encanto de Oporto. Las casas que se asoman a ella tienen miradores acristalados, algo que me recordó bastante a La Coruña.
  • Capilla de las Almas – No hace falta entrar en esta capilla para contemplar otro pequeño tesoro que hay que incluir en los lugares que ver en Oporto. Su exterior cubierto de cientos de azulejos es inconfundible, en ellos se pueden ver episodios de la vida de Santa Catalina y San Francisco de Asís, a los cuales está dedicada la capilla.
  • Mercado Bolhäo – Cuando en 1914 este mercado abrió sus puertas se convirtió en uno de los lugares más animados de Oporto. Los puestos del mercado ofrecen carne, pescado, fruta, flores y ajos. Muchos ajos, sí realmente son buenos para la circulación seguro que los habitantes de Oporto tienen pocos problemas sanguíneos.
  • Tranvías – Al igual que en Lisboa, uno de los medios de transporte más pintorescos de Oporto es el tranvía. En el centro no es complicado toparse con alguno de ellos.

Qué ver en Oporto en un día

  • Iglesia do Carmo – Se encuentra en una de las plazas más bonitas y amplias de Oporto. Esta iglesia destaca por su decoración de azulejos y su fachada de granito con decoración de estilo rococó. Aunque puede parece un templo de gran tamaño, lo que realmente se ve cuando se está ante ella no es una iglesia, si no dos, pues la Iglesia do Carmo está adosada a la Iglesia de los Carmelitas.
  • Librería Lello – Se trata de uno de los lugares más turísticos qué ver en Oporto ya que dicen de ella que es la librería más bonita del mundo, a lo que hay que sumar que en su interior se rodaron algunas escenas de las películas de Harry Potter. ¿Alguien da más?
  • Torre e Iglesia de los Clérigos – Es uno de los monumentos más destacados de Oporto, está en el centro de la ciudad y este templo barroco llama la atención por varios detalles, entre ellos la monumental escalera que lleva a la entrada principal, o su torre, la más alta de la ciudad. Es desde esa torre desde donde se puede disfrutar de una de las vistas más bonitas de la ciudad del Duero.

Qué ver en Oporto

  • Mercado Ferreira Borges – Otra de esas bonitas plazas que ver en Oporto, uno de sus laterales está completamente ocupado por el Palacio de la Bolsa y en otro, asomando por encima de esos edificios típicos de Oporto con balcones y miradores, se puede ver la Catedral.
  • Cais da Ribeira – Uno de los lugares con más encanto que ver en Oporto. El Duero, las casas de colores con la ropa tendida en los balcones, la animadas terrazas donde sentarse a tomar una cerveza, el olor a pescado recién hecho, las vistas de Vila Nova de Gaia…
  • Puente Luis I – Es uno de los lugares más emblemáticos de Oporto. Fue inaugurado en 1886 y es sin duda el puente más famoso de todos los que cruzan el Duero a su paso por la ciudad. Se puede cruzar a pie por la parte superior del gran arco de hierro que es el elemento más destacado de esta construcción diseñada por Téophile Seyrig, discípulo de Gustave Eiffel.

Qué ver en Oporto

  • Vila Nova de Gaia – Basta cruzar el puente Luis I para abandonar Oporto y llegar a la vecina población de Vila Nova de Gaia. Es allí donde se pueden visitar algunas de las bodegas donde se embotella el famoso vino de Oporto y a la vez contemplar la ciudad desde una perspectiva diferente pero muy atractiva.
  • Café Majestic – La mejor forma de terminar un día en Oporto es tomando un café o una cena ligera en este elegante café que abrió sus puertas en el año 1921. Cruzar sus puertas es como retroceder en el tiempo hasta los tiempos de la Belle Epoque.

Llegados a este punto para nosotros era ya hora de regresar a casa. Habíamos pasado solamente un día en Oporto pero regresábamos a Madrid con la sensación de haber descubierto bastantes lugares y sobre todo encantados con nuestro paso por esta ciudad de aspecto portuario y decadente que parece empeñada en llevar a sus iglesias el color intenso de ese río magnífico que cruza la región de Oporto.

                                                                                      

Etiquetas

Comentarios (14)

  1. Oporto es una de las ciudades más melancólicas, más interesantes de la saudade portuguesa. A mi me encanta y se come super bien, además tu entrada es maravillosa con todo tipo de detalles. Enhorabuena,
    Saludos viajeros
    LoBo BoBo

  2. Pues os dio tiempo a hacer un pues paseo en un sabado! No sabía que en la librería hubieran rodado alguna escena de Harry Potter. No me extraña en absoluto. Por cierto, creo que ahora hacen pagar. A mi también me encantó tomar un café el Majestic, por cierto.

  3. Qué suerte los que tenéis un aeropuerto potente cerca, creía que los vuelos a 10 € ya no existían…

    Oporto es de esas ciudades a las que no importa volver las veces que sea. Menudo país Portugal.

    Gran artículo.

    Un saludo,
    Manu.

  4. Me apasionó Oporto y eso que cuando la visité fue el invierno pasado con la pierna escayolada y en silla de ruedas, así que imagínate lo que supuso recorrerla con tantas cuestas (sobre todo para mi pobre marido que empujaba) Soy también de las que digo que un día no es sufiente, peo, quien se puede resistir a una oferta asi??? Yo NO jajaja
    Un abrazo
    Carmen

    1. Está claro que a ti no te para ni un pierna rota jejejeje.
      Nosotros estando en buen estado la verdad es que aprovechamos a tope el día que pasamos en Oporto.
      Un abrazo

  5. Muy completa la visita para un sólo día. Pero te quedaste sin gozar del atardecer, sin pasear por la noche y sin ir tranquilamente en el tranvía traqueteante.

    ¡Razones para volver!

Post a new comment

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR