Mercados navideños de Alemania

Mercados navideños de Alemania: los más bonitos de Franconia

Me encanta viajar en diciembre. Desde hace unos años intentamos juntar un puñado de días en ese mes que nos permitan conocer algún lugar del mundo listo para celebrar la Navidad. Las ciudades en el último mes del año cambian totalmente de aspecto. Se llenan de luces, de árboles decorados con bolas de colores, aquí o allá te encuentran un Belén,… En años anteriores viajamos a Vilnius, Puerto Rico y a los precisos Castillos de Loira. En esta ocasión barajamos varias opciones para nuestro viaje. Finalmente el destino elegido fueron los mercados navideños de Alemania. Más concretamente los de Franconia, una región dentro de la siempre atractiva Baviera.

Mercados navideños de Franconia

Vino caliente con especias, puestos de salchichas, coros que entonan típicas canciones navideñas, puestos de artesanía, adornos navideños,… Estas son algunas de las cosas que podemos encontrar en los mercados navideños de Alemania. Cambian las salchichas de una ciudad a otra, el sabor del vino de una región a otra. Pero cualquiera de estos mercados que se instalan cada Navidad en las ciudades de Alemania son el lugar perfecto para reunirse con familiares y amigos.

En diciembre los días son muy cortos en el sur de Alemania. A las cinco de la tarde es completamente de noche. Sin embargo, la iluminación navideña en calles y mercados llena de luz unas ciudades que pasadas estas fechas festivas se sumirán en la oscuridad invernal. No es raro por ello que los alemanes, a pesar del frío, el viento o la lluvia aprovechen los días de Adviento para estar en la calle, calentarse con un glühwein, ese vino caliente que entona el cuerpo, y disfrutar durante unas horas de una buena conversación con sus amigos, en pareja o con compañeros de trabajo.

Mercados navideños de Alemania

Nosotros hemos pasado seis días haciendo una ruta por Franconia en busca de la Navidad. No ha sido demasiado tiempo, pero si suficiente para conocer algunos de los mercados navideños de Alemania que se cuentan entre los más bonitos del país.

Mercados navideños de Núremberg

Son muchas las razones para viajar a Núremberg, la capital oficiosa de Franconia. Una ciudad renacida de sus cenizas tras los bombardeos de la Segunda Guerra Mundial que se cuenta hoy entre las más bellas de Alemania. Además, su principal mercado de Navidad es el más grande y atractivo del sur del país. Esta fue nuestra primera parada en la ruta por los mercados navideños de Alemania. Encontré al recorrer su calles y plazas una ciudad muy diferente a la que había visitado el año anterior. Al llegar diciembre se instalan árboles de Navidad en hoteles, plazas, puentes,… Los puestos de dulces, de artesanía y de adornos navideños están por todas partes. Y con todo ello llegan cientos de visitantes que quieren conocer, como nosotros, el gran mercado navideño de Núremberg.

Mercados navideños de Alemania

En esta ciudad no hay solamente un mercado. En su altstadt (casco histórico) se instalan algunos de los mercados navideños de Alemania mejor decorados. Las Oficinas de Turismo de la ciudad ofrecen información sobre ellos e incluso se editan mapas con su ubicación. Y mientras se recorre la ciudad de mercado en mercado, nada mejor que ir haciendo paradas para disfrutar de todo lo que se puede ver en Núremberg.

Ahora os cuento un poquito más sobre cada uno de los mercados navideños de esta bonita ciudad.

Christkindlesmarkt

Es sin duda uno de los mercados navideños de Alemania más conocidos dentro y fuera del país. Su origen se remonta a mediados del siglo XVII y se encuentra en Hauptmarkt, la plaza del mercado. A la sombra de la Iglesia de Nuestra Señora (Frauenkirche Nürnberg) y rodeando la Fuente Bonita, se instalan los casi 200 puestos que forman el Christkindlesmarkt.

Mercados navideños de Alemania

Unos junto a otros, estos puestos de madera cubiertos por toldos de rayas rojas y blancas ofrecen todo tipo de productos. Es el lugar perfecto para comer unas salchichas de Núremberg (que sepáis que tienen denominación de origen), tomar un vino caliente o buscar algún adorno para decorar en casa nuestro árbol de Navidad.

Mercados navideños de Alemania

Son tantos los puestos y tal la variedad de productos a la venta que se edita un folleto con rutas por este mercado. Este año nosotros hemos encontrado cuatro recorridos diferentes. Uno de ellos te lleva a través del Christkindlesmarkt en busca de productos locales como velas, casitas de cerámica en miniatura o los Playmobil, un juguete con mucha historia que se fabrica en esta zona de Alemania. Otro recorre el mercado en busca de la mejor artesanía. Cualquier de ellos es una buena forma de pasear por uno de los mercados navideños de Alemania que atrae a más turistas.

Muchos puestos están decorados con mucho acierto. Se cuida hasta el mínimo detalle en la presentación de sus productos. Algo fácil de entender, ya que cada año la ciudad de Núremberg premia a los tres puestos más bonitos.

Mercados navideños de Alemania

Otra de las cosas que hay que hacer en este mercado, además de comprar recuerdos y comer o beber, es estar presente cuando el Christkind (niño Cristo) lo visita. Esto tiene lugar a las 15:00 horas de martes a viernes. La joven que ha sido elegida para representar al símbolo de este mercado de Navidad sube al escenario a los pies de la iglesia bajo una gran expectación. Se puede hablar con ella, hacerla fotos e incluso firma autógrafos. Es sin duda la estrella más brillante del mercado.

Mercados navideños de Alemania Nuremberg

Markt der partnerstaedte

A muy poca distancia del gran mercado de Núremberg se encuentra este otro mercado. Ubicado en la Rathausplatz, aquí podemos encontrar puestos con productos de diferentes ciudades hermanadas con Núremberg. Algunos ofrecen artesanía del país, otros comida o bebida. Menos animado durante el día, a caer la tarde empieza a estar también muy concurrido. Son muchos los que quieren probar delicias de otros países. O puede que comprar algún regalo original. Entre las ciudades representadas encontramos Atlanta (Estados Unidos), Cracovia (Polonia) o la española Córdoba.

Mercados navideños de Alemania Nuremberg

Kinder Christkindlesmarkt

Nada más cruzar el Museumsbrücke en dirección al norte del casco antiguo de Núremberg hay que torcer a la derecha por Spitalgasse. Un poco más adelante se encuentra el mercado dedicado a los niños. Su centro lo ocupa un precioso carrousel. Alrededor, puestos de comida, de juguetes y de artículos infantiles. Sobre cada uno de ellos, muñecos de nieve, de renos o Santa Claus que parecen bailar al ritmo de la música que suena en en el mercado. Es este uno de esos mercados navideños de Alemania dedicados a los más pequeños. Ellos disfrutan subiendo en las atracciones instaladas en la plaza y los padres viéndoles disfrutar. Y es que la visita a este bonito mercado es una de las cosas que hacer en Núremberg en Navidad para las familias con niños.

Mercados navideños de Alemania, Núremberg

Stadtmuseum Fembohaus

En el interior de este edificio histórico reconstruido tras los bombardeos de la Segunda Guerra Mundial podemos disfrutar de una mercado de artesanía. Nada tiene que ver con los mercados navideños de Alemania que se instalan en las calles. Aquí se tienen la oportunidad de recorrer las bellas salas del museo que en diciembre pasan a estar ocupadas por lo mejor de los artesanos locales. Bolsos, joyería, objetos de cristal,… Es un agradable mercado en el que encontrar originales regalos mientras se visita la que fue residencia de unos ricos mercaderes del siglo XVI.

Mercados navideños de Alemania Nuremberg

Handwerkerhof

Este patio de artesanos está abierto todo el año. Sus pequeñas y acogedoras tiendas son un reclamo para turistas. Cuando llega la Navidad a los recuerdos habituales se suman artículos propios de la Navidad. Es un rincón tranquilo de la ciudad, con encanto. También hay algunos restaurantes, y cómo no, en estas fechas se instalan allí puestos de salchichas y vino caliente.

Mercados navideños de Alemania

Si se visita Núremberg en diciembre y se tiene intención de pasar por sus mercados seguramente os interese haceros con el Pase de Navidad de Núremberg. Por 11 € (precio 2018) ofrecen 6 actividades muy navideñas, entre las que no falta tomar un vino caliente o un bocadillo con salchichas de típicas de la ciudad.

Mercado navideño de Dinkelsbühl

La segunda ciudad que visitamos en nuestra ruta por Franconia fue Dinkelsbühl, una de la ciudades medievales mejor conservadas de Alemania. Se salvó de los bombardeos en la guerra y gracias a ellos se siguen pudiendo ver las murallas y casas que llevan siglos en pie.

Mercados navideños de Alemania, Dinkensbühl

Después de pasar por la turística Núremberg y encontrar sus mercados llenos de gente, llegar a Dinkelsbühl fue muy relajante. Encontramos la ciudad y sus tiendas decoradas para celebrar la Navidad mientras recorríamos sus calles. Pero su mercado no se ve a no ser que entres en el patio del Spitalhof, el antiguo hospital de la ciudad. Allí, alejado del ajetreo de calle y de la gente que camina por ella, se encuentra uno de los mercados navideños de Alemania más acogedores: el Weihnachtsmarkt.

Mercados navideños de Alemania, Dinkensbühl

Su pequeño tamaño, estar apartado del paso de viandantes y no ser Dinkelsbühl una ciudad muy turística convierten su mercado en una lugar perfecto para disfrutar para tomar un vino caliente o comprar adornos navideños sin el agobio de otros lugares. No faltan en este mercado la zona infantil ni los coros que amenizan las tardes con sus canciones navideñas. Un placer escucharles con un glühwein en las manos mientras las estrellas que decoran los árboles iluminan la noche.

Mercados navideños de Alemania Dinskensbühl

Mercado de Navidad de Rothenburg ob der Tauber

Dicen que esta ciudad es una de las más bonitas de Franconia, de Baviera e incluso de Alemania. Cuando llega la Navidad, las calles de esta ciudad que parece el escenario de un cuento se transforman y se llenan de luz. Nos faltan adornos en ningún lugar y por supuesto su mercado navideño pasa a ser el centro neurálgico de la ciudad.

Mercados navideños de Alemania

El día que nosotros visitamos la ciudad fue el que peor tiempo hizo. No paró de llover, el viento soplaba y no era muy apetecible estar en la calle. A pesar de ello, nos sorprendió la cantidad de gente que con chubasqueros o paraguas recorrían la ciudad, y sobre todo, paraban en el mercado. Eso nos dejó claro que no hay obstáculo que impida a los alemanes salir a disfrutar de sus mercados y de unos vinos con los amigos.

Mercados navideños de Alemania

El mercado de Rothenburg tiene cerca de 70 puestos que se reparten por la Plaza del Mercado, Kirchplatz y alrededor del Ayuntamiento. Incluso hay algunos puestos en el pasadizo entre los dos edificios del Ayuntamiento, el gótico y el renacentista. Alrededor de los puestos de salchichas y vino hay gente durante todo el día. Coges tu bocadillo, tu jarra de vino y te colocas en cualquier rincón para disfrutar de un rato con tu gente.

Mercados navideños de Alemania

No faltan tampoco las atracciones para los más pequeños, los coros y los puestos con adornos para Navidad. Los hay artesanales hechos a mano y otros más tradicionales como las típicas bolas de colores.

Mercado de Navidad de Sommerhausen

En ruta hacia Würzburg paramos en este pequeño pueblo. Su calle principal mide tan solo 400 metros y es conocido como el pueblo de los artesanos. En sus calles se puede visitar uno de esos singulares mercados navideños de Alemania. Tiene algunas cosas en común con los de otras ciudades. Por ejemplo la presencia de puestos de vino y salchichas. Pero aquí los puestos se colocan en alguna plaza y también en el interior de graneros y viviendas. Una puerta abierta y una estrella con un número junto a ella indican que allí hay alguna tienda con artículos artesanales perfectos para regalar en Navidad.

Mercados navideños de Alemania Sommerhausen

Además de productos perfectos para dejar bajo el árbol como presente navideño, también se pueden encontrar algunos puestos de adornos navideños, pero no son éstos los protagonistas del mercado de Sommerhausen.

Mercados navideños de Alemania Sommerhausen

Mercado navideño de Würzburg

La bella ciudad barroca de Würzburg fue la penúltima parada en nuestro viaje. Sin tener el aspecto de ciudad de cuento que el resto de los lugares que habíamos visitado en nuestra ruta por Franconia, tengo que confesar que su mercado de Navidad ha sido uno de los que más nos han gustado.

Mercados navideños de Alemania

El grueso del mercado se instala en Markplatz, junto a la bonita iglesia Marienkapelle. Allí un buen número de puestos de madera exponen la mejor artesanía para adornar la casa en Navidad. No faltan puestos de gorros, de salchichas y de vino. Por no faltar no faltan ni uno de Käthe Wohlfahrt, la famosa tienda de Navidad de Rothenburg ob der Tauber. Hay también en la plaza un mercado de verduras y por supuesto un gran árbol de Navidad que ilumina el mercado al caer la noche.

Mercados navideños de Alemania

Pero el mercado se alarga también por la peatonal Oberer Markt. Allí vimos el puesto más bonito de los que hemos encontrado en los mercados navideños de Alemania. Se trata de un puesto de comida decorado con una preciosa pirámide de Navidad alemana. Estas pirámides las habíamos visto en tiendas y son un elemento decorativo navideño tradicional que consiste en carrusel de madera decorado con diferentes motivos navideños en su interior. Una preciosidad.

Mercados navideños de Alemania

Mercado de Navidad de Bamberg

El último de los mercados navideños de Alemania que visitamos en nuestra ruta por Franconia fue el de Bamberg. Una maravillosa ciudad Patrimonio de la Humanidad. En su Maximiliansplatz se instala el mercado de Navidad. Un lugar curioso para ellos si pensamos que antiguamente hubo aquí un cementerio. Algo que sin embargo no parece importar a nadie. Y es que pasado el medio día la plaza se empieza a llenar de gente en busca de algún adorno, algún regalo o, cómo no, dispuesta a tomar un vino caliente con especias acompañados de amigos o familia.

Mercados navideños de Alemania Bamberg

Como en otras ciudades, el mercado se extiende más allá del recinto tradicional. En el caso de Bamberg toda Grüner Markt se viste también para Navidad. Es una calle peatonal en la que tiene lugar tradicionalmente el mercado de verduras. En esos mismos puestos durante el Adviento se venden también coronas o ramos para decorar las casas en Navidad. Y junto a ellos puestos de adornos navideños, de salchichas y de glühwein. Uno de ellos se convirtió en mi favorito gracias a las hogueras de diseño que tenía sobre sus mesas. Unidas al vino caliente, perfectas para entrar en calor.

Mercados navideños de Alemania, Bamberg

En el resto de la ciudad no hay más mercados ni puestos. Pero merece la pena recorrer la parte de la ciudad a los pies de la Catedral, con su calles de aspecto medieval llenas de tiendas bellamente decoradas en las que venden artículos muy originales que no se pueden encontrar en los mercados navideños de Alemania.

Mercados navideños de Alemania, Bamberg

Horarios de los mercados navideños

En cada ciudad en la que hemos visitado mercados navideños de Alemania hemos encontrado horarios diferentes. Lo mejor es consultarlos el año en el que se van a visitar. Puede variar la fecha en la que abren y también los horarios. Yo os dejo los de 2018 que en general no deberían variar mucho de un año a otro. La mayoría cierra sus puertas el 23 de diciembre.

Mercados navideños de Alemania

  • Bamberg: a partir del 29 de noviembre. Todos los días de 9:30 a 20:00 horas, excepto los domingos que abre a las 11:00 horas.
  • Sommerhausen: abre solamente sábados y domingos hasta el 23 de diciembre de 13:00 a 19:00 horas.
  • Rothenburg ob der Tauber: abrió sus puestos el 30 de noviembre. El mercado está abierto de lunes a viernes de 11:00 a 19:00 horas y los fines de semana hasta las 20:00 horas.
  • Dinkelsbühl: desde el 29 de noviembre de 13:00 a 20:00 horas entre semana y desde las 11:00 sábados y domingos.
  • Würzburg: este mercado abrió el 30 de noviembre. De lunes a viernes su horario es de 10:00 a 20:30 horas. Los fines de semana abre una hora más tarde.
  • Núremberg: los mercados de esta ciudad abren de 10:00 a 21:00 horas. Es la única ciudad cuyos mercados abren el 24 de diciembre, pero solamente de 10:00 a 14:00 horas.

Mercados navideños de Alemania

Merece la pena en cada una de las ciudades de las que os he hablado pasar su respectiva oficina de turismo. Allí os entregarán información actualizada sobre los eventos en sus mercados. Desde los horarios a las diferentes actividades que tienen lugar en cada uno de ellos o en otros lugares de la ciudad. Durante estas fecha hay conciertos, los coros cantan en los mercados, hay exhibiciones especiales y muchas cosas que hacer que harán que el paso por cada una de estas ciudades sea una experiencia inolvidable.

Un poco más sobre la Navidad en Franconia

Aquí os dejo un popurrí de información. Datos curiosos y prácticos que os harán fijaros en algunas cosas y os facilitarán otras.

  • El vino caliente se sirve en tazas de cristal o porcelana. En cada ciudad son diferentes y cambian de año en año. Al pedir el vino te cobran entre 2 y 3 euros como fianza. Si la devuelves en el mismo puesto o en cualquier otro del mercado, te devolverán ese importe.
  • Los belenes son muy importantes en Alemania. En cualquier de las ciudades que os he nombrado los podrás ver. Te recomiendo sobre todo el que se exhibe en la Iglesia de San Jorge de Dinkelsbühl. Las casas que lo decoran son copias de las viviendas del centro histórico de la ciudad.
  • La ciudad con más tradición en el tema de belenes en la región de Franconia es Bamberg. Los podrás ver en iglesias, plazas y tendrás la oportunidad de visitar el mayor museo privado de belenes del mundo.
  • Hablando de iglesias contaros algo sobre las coronas de Adviento que se cuelgan sobre el altar. Se trata de una tradición luterana que más tarde adoptaron también los católicos. Esta corona cuenta con cuatro velas. El primer domingo de Adviento se enciende una de ellas. El segundo dos y así hasta tener encendidas las cuatro el último domingo antes de Navidad.
  • Si viajáis en coche tened en cuenta que no siempre se puede acceder al centro de las ciudades con él. En Rothenburg hay que tener un permiso especial (cuesta 5 euros) solo para poder dejar las maletas en la puerta del hotel. No queda otra que utilizar algunos de los aparcamientos de pago alrededor de su muralla. Lo mismo ocurre en Sommerhausen, hay varias zonas habilitadas para estacionar fuera del centro.
  • Con la llegada del invierno muchos museos cierran. Incluso en diciembre. Otros reducen su horario. Tened en cuenta todo ello a la hora de organizar vuestra ruta.
  • En las ciudades podéis ver cajas de madera que cubren fuentes y esculturas. La razón es proteger esculturas de valor de las inclemencias invernales.
  • Nos llamó mucho la atención encontrar grandes estrellas iluminadas en lo alto de las casas del centro de cada ciudad que visitamos. No son las típicas estrellas de cinco puntas. Estas son más grandes y cuentan con 25 puntas. Se trata de la estrella de Herrnhut que debe su nombre al pueblo en el que se fabrica. El origen de esta estrella se remonta a principios del siglo XIX. Fue entonces cuando un profesor hizo una de estas estrella para explicar geometría a sus alumnos. Desde entonces estas estrellas están ligadas al Adviento y decoran casas, mercados y calles.
  • En Alemania anochece muy pronto. En diciembre los días son cortos. A las cinco de la tarde ya es completamente de noche. Como los mercados navideños de Alemania siguen abiertos a esa hora, si queréis ver algo más de las ciudades mejor hacerlo durante el día y aprovechar la oscuridad para ver los mercados iluminados y con todo el ambiente de la Navidad.

Mercados navideños de Alemania

Después de todos esto deciros que me han encantado los mercados navideños de Alemania. Que me han sabido a poco y me he quedado con ganas (a pesar del frío y la lluvia) de regresar el próximo año. ¿Alguna recomendación?

Comentarios (17)

  1. Lamentablemente sólo conocemos los mercados navideños de Glasgow y Edimburgo.

    Los de Alsacia tienen una pinta brutal, pero los alemanes tienen fama de ser la repera…a ver si podemos volver a Alemania unas navidades a disfrutarlos.

    Saludos.

  2. Feliz Navidad Cristina. Tienes un blog viajero fabuloso, y lleno de buenas ideas y oportunidades que disfrutar. Un placer haberos conocido a ti y a Arturo. Un fuerte abrazo!!

    1. ¡Qué bueno saber de ti Rafa! Me has llevado de un plumazo a Guatemala con solo leer tu nombre.
      Un abrazo muy fuerte, felices fiestas y para lo que necesites, ¡ya sabes donde estamos!

  3. Nosotros también tenemos costumbre de viajar en fechas navideñas, concretamente durante la nochevieja. ¡Las ciudades se vuelven tan bonitas!

    Este es un muy buen resumen de los mercadillos navideños en Alemania. Aun no me perdono no haber pisado este país. Espero este año poder hacerlo y, si es posible, visitarlo en Navidad.

    Un saludo!

  4. Un folleto con rutas por el mercadillo Navideño de Christkindlesmarkt me parece un poco exagerado, se me hace difícil imaginar cómo de grande tiene que ser para necesitar un plano… 🙂
    La tradición de Christkind me pareció muy curiosa. ¿Siempre es una chica representando al niño?
    ¿Entrasteis en alguna casa de Sommerhausen a por los souvenirs? ¿De verdad son viviendas que abren sus puertas en Navidad o son tiendas “camufladas”?
    ¿En Bamberg queda algo que recordara que el mercadillo está en el lugar del cementerio o cómo lo descubriste? 😉
    Oye… ¿os llevasteis alguna taza de vino caliente? El precio de 2-3 € me parece muy razonable por un recuerdo tan auténtico 😉

    1. ¡Pero que de preguntas! Te diré que si nos trajimos tazas de recuerdo, que siempre es una chica la que representa al Christkind, que averigüe lo del mercado de Bamberg en una visita guiada que hicimos y que las casas de Sommerhausen se han ido convirtiendo en tiendas, pero algunas siguen siendo casas que habilitan sus patios, jardines o cuadras como lugares en los que exponer la mercancía de los artesanos. Entramos en muchas, algunas son tiendas todo el año, otras ceden su espacio a los artistas los fines de semana de diciembre, aunque creo que hay mercado de artesanos también en otras fechas del año. ¿Resultas tus dudas? 🙂

  5. ¡Hola Kris!
    Mira que no soy yo muy navideña, pero aún así me ha encantado el post… y me ha dado un poquito de envidia cochina! Encima, en 6 días por allí, habréis visto prácticamente “todo” por Franconia.
    Nosotros estuvimos en Nuremberg y nos gustó mucho, pero claro, no era Navidad y, según veo, nos perdimos mucho.
    Me ha alucinado que hubiera, ni más ni menos que 200 puestos en el mercadillo de Christkindlesmarkt, ¡no me extraña que haya folletos informativos!
    De los que propones fuera de Nuremberg, me encantaría ver el de Rothenburg. El pueblo es precioso siempre, pero vestido de Navidad tiene que ser una auténtica cucada (¡haz post con muuuuchas fotos! Aunque si no hizo muy bueno, igual tampoco apetecía mucho hacerlas).
    Te llevaste al final el vaso? Nos parece una ganga, y tienen que ser monísimos!
    Por cierto, no sabíamos que las salchichas tuvieran denominación de origen, pero sí recordamos que estaban súper ricas!
    Feliz Navidad! Muak!

    1. Todo lo que vimos en Franconia es una pasada. Cada pueblo o ciudad tiene algo que le hace diferente y especial. Espero tener tiempo para dedicar a cada uno de esos lugares el post que se merece. Aunque las fotos… entre que el tiempo no acompañaba siempre y las pocas horas del luz ¡¡¡te tocará ir a verlo con tus ojitos!!!
      Besitos y felices fiestas
      P.D. Volvimos a casa con varias tazas y un montón de adornos de Navidad.

  6. Vaya Cris…eres toda una experta en mercadillos navideños. Menudo post más completo, ¡felicidades!. Creo que ya sabes que no soy muy navideña pero sí me encantan las decoraciones y cómo lucen algunos lugares.
    He seguido vuestro viaje por Franconia y me ha encantado, no sé si en esta época pero seguro que el próximo año visitamos Nuremberg o Sommerhausen, si es pueblo de artesanos será bonito seguro.
    Me han entrado hasta ganas de colocar adornos, jajaja, un besazo guapa.

    1. Creo que la Navidad tiene su encanto, es cierto que te haces mayor y si no hay niños en casa empiezas a no encontrar sentido a ciertas cosas. Pero cuando se visitan lugares como estos mercados es fácil dejarse llevar por la ilusión en lo ojos de grandes y pequeños que buscan ese adorno perfecto para su casa o el regalo para alguien querido. Vayas o no en Navidad a esta parte de Europa, ya te contaré de tiendas de Navidad que te llevan durante todo el año a ese mundo mágico.
      Un beso.

  7. Ohhh qué bonito tiene que estar Rotemburgo en Navidad, ¡con lo que a mí me gustó en Pascua! Qué pena lo del tiempo, aunque en diciembre en Alemania es lo que toca. Súper bonitos todos los mercados y este recorrido, el pueblo de los artesanos no puede ser más precioso. Un abrazo y ¡felices fiestas! ¡Que el 2019 te traiga muchos viajes!

  8. La verdad es que soy de los que pienso que estos mercadillos de Navidad están bastante sobrevalorados, aunque lugeo sí que he pasado buelos ratitos en algunos de ello. Por ejemplo, los de Bélgica. Ni que sea para disfrutar un poco del ambiente y de su vino caliente…
    Supongo que en Rothemburg tb visitásteis esa tienda donde la navidad se “vive” todo el año. La verdad es que era bien curiosa.

    1. Bueno, para gusto los colores. A mi me gustan los mercados de Navidad, los adornos, el vino, el ambiente festivo. Pero sobre todo como se decoran la ciudades en torno a ellos. Y claro que entramos en esa tienda que parece sacada de un cuento de Navidad. ¿Alguien se resiste a ella?

Post a new comment