Guía rápida para viajar a Singapur

Viajar a Singapur es viajar a una de las ciudades más atractivas y modernas del sudeste asiático. Al sur de la parte peninsular de Malasia, Singapur es un destino perfecto al que dedicar dos o tres días en una escala a otro lugar. Su aeropuerto internacional conecta con varias ciudades europeas y con muchas asiáticas. Acabar un viaje a Malasia, a Tailandia o a Indonesia con una estancia en Singapur es una forma perfecta de finalizar ese periplo por Asia.

Pero, ¿qué tenemos que saber para viajar a Singapur? ¿Qué necesitamos llevar con nosotros? ¿Es sencillo moverse por este pequeño país?

Datos sobre Singapur

CAPITAL: Singapur
IDIOMA: Chino mandarín, malayo, tamil e inglés coexisten en Singapur como idiomas oficiales.
MONEDA: dolar de Singapur
POBLACIÓN: 5.600.000
RELIGIÓN: el 42% de la población es budista, el 15% musulmanes, el 14 % cristianos y aproximadamente un 8% son taoístas.
RÉGIMEN POLÍTICO: República parlamentaria

Viajar a Singapur

Documentación

Los ciudadanos que quieran viajar a Singapur desde España o Sudamérica solamente necesitarán un pasaporte con una validez mínima de seis meses. Ningún viajero de estos lugares necesita visado para hacer turismo en el país. Lo que si hay que tener es el billete de regreso al país de origen o el que continúa a otro destino. No siempre lo piden, pero hay que tenerlo por lo que pueda pasar.

Antes de pasar por el control de inmigración hay que cumplimentar un formulario con algunos datos personales. Si se llega en avión a Singapur, este formulario lo entregan a bordo. Una vez en el mostrador de inmigración habrá que entregar el pasaporte y el formulario. Una parte de dicho formulario se entrega al viajero junto al pasaporte. Hay que guardarla hasta el momento en el que se abandona el país.

Los funcionarios de inmigración en Singapur son tan efectivos como amables, algo que no pasa en todos los destinos. Incluso tienen caramelos para endulzar el momento.

Los viajeros que hayan estado en los 6 días anteriores a su llegada a Singapur en algún país en el que la fiebre amarilla es endémica deber llevar consigo el certificado de vacunación en el que se indique que están vacunados debidamente.

Clima

El clima de Singapur es tropical sin estaciones definidas. Durante todo el año las temperaturas son altas (máximas alrededor de 31º y mínimas en torno a 24º). Hay mucha humedad y la lluvia es frecuente. Hace calor todo el año y llueve todo el año.

Los meses en los que suele llover más son de octubre a marzo. Pero durante el resto del año puedes encontrar días en los que llueva si parar.

Puesto que el clima no es por tanto determinante para viajar, si se puede elegir fechas lo mejor es decantarse por julio o agosto. En esos meses el turismo de negocios se reduce un poco y los precios de los hoteles resultan más económicos. Por otro lado es mejor evitar viajar a Singapur entre enero y el Año Nuevo Chino. Es la época con más viajeros en la ciudad.

Viajar a Singapur

Moneda y tarjetas de crédito

La moneda de Singapur es el dólar de Singapur. Se encuentran monedas de 5, 10,20 y 50 céntimos y de 1 dolar. Hay billetes de 2, 5, 10, 50, 100, 500 y 1000 dçolares ($). Se puede cambiar moneda en el aeropuerto, el los bancos y en las casas de cambio. Casi todas está regentadas por indios y ofrecen mejor cambio que los bancos. Se pueden encontrar en casi todos los centros comerciales.

El uso de la tarjeta de crédito está muy difundido. Casi todo se pagar con ellas. La mayor parte de los comercios e incluso las atracciones turísticas las aceptan. Aún así hay algunos restaurantes y pequeños comercios que tan solo aceptan efectivo como medio de pago. Por eso no está de más llevar siempre algunos dólares.

Hay cajeros automáticos por toda la ciudad. El coste de sacar dinero depende de cada entidad.

Salud

Viajar a Singapur no requiere excesiva precaución desde el punto de vista sanitario. No hay que vacunarse de nada, pero si estar vacunado de fiebre amarilla si se llega desde un país en el que esta enfermedad es endémica. En Singapur no hay malaria, pero hay que protegerse de las picaduras de los mosquitos ya que estos pueden trasmitir dengue. Por ello no hay que olvidar llevar un buen repelente de mosquitos.

El sistema sanitario de Singapur es bueno, con hospitales y clínicas como los estándares occidentales. También hay abundantes farmacias donde se pueden adquirir analgésicos, desinfectantes o las típicas tiritas.

El agua en Singapur es potable. Se puede beber del grifo, se pueden tomar hielos y comer ensaladas. En principio no debería haber ningún problema. Pero a veces el cambio de agua con respecto al país de origen puede crear algún problema intestinal. Puede que para evitarlo no esté de más beber agua mineral durante la estancia en Singapur.

Vuelos para viajar a Singapur

Llegado el momento de viajar a Singapur os encontraréis con infinidad de compañías aéreas que vuelan vía alguna ciudad europea a ese país. Y curiosamente, los precios son siempre mucho más económicos que para volar a Tailandia, Myanmar o Indonesia. Valorad el comprar el vuelo a Singapur y desde allí haceros con otro vuelo a Yangón, Bangkok o Yakarta. Casi seguro que ahorráis unos cuantos dólares o euros. Y además pasáis unos días en ese pequeño y atractivo país.

Si vuestro viaje continúa desde Singapur a Malasia, podréis enlazar vía aérea con Kuala Lumpur o Penang. Pero también abandonar el país por tierra en autobús. Una forma muy económica de llegar por ejemplo a la bonita ciudad colonial de Malaca.

Transporte

Del aeropuerto a Singapur

El primer transporte que habrá que utilizar en un viaje a Singapur será aquel que lleva del aeropuerto a la ciudad.

  • Taxi. Es la forma más cómoda de llegar al centro de Singapur. El trayecto cuesta alrededor de 20 dólares. Para coger un taxi en el aeropuerto solamente hay que seguir las señalas que indican la parada. En la puerta hay personal del aeropuerto que va indicando a cada pasajero el taxi hacia el que debe dirigirse. Todo muy organizado.
  • Autobús. Hay un servicio de autobús que va al centro de la ciudad. Son salidas regulares desde las 6 de la mañana hasta la medianoche. El precio del billete es de 2 $ y el viaje dura una hora. Las paradas de estos autobusese están en los niveles inferiores de todas las terminales.
  • Shuttel. Otra opción son los minibuses de 6 plazas que salen cada 15 minutos o cuando se llenan. Tienen parada en muchos hoteles de la ciudad. Su precio es de 9 $.
  • Metro. Probablemente la opción más cómoda para llegar del aeropuerto a la ciudad y viceversa. La estación es Changi, situada en las Terminales 2 y 3. Los trenes pasan desde las 5:30 de la mañan hasta la medianoche. No se tarda más de media hora en llegar al centro de Singapur.

Moverse en Singapur

Una vez en la ciudad la mejor forma de desplazarse en caminando. Las distancias son relativamente cortas y si uno se organiza bien puede dar paseos que incluyan en lugares de interés. Para lo más vagos, siempre quedará el metro de Singapur. Es muy cómodo, limpio, barato y además tiene aire acondicionado en estaciones y vagones. Un lujo en una ciudad tan calurosa como Singapur.

El metro está formado por cinco líneas que llegan a los principales puntos de interés. Los billetes se compran en las máquinas que hay para tal fin antes de los torniquetes. En ellas se aparece el plano del metro, solo hay que buscar el destino, seleccionarlo y la máquina hace el resto. El precio del billete depende del destino. Hay que guardarlos porque son necesarios para poder salir del metro. Se pueden comprar billetes sencillos o bonos. Si no se van a pasar muchos días en la ciudad o no se va a utilizar mucho el transporte público lo mejor es comprar un billete para cada viaje. Con cada uno de ellos se paga un depósito que se devuelve en las mismas máquinas en las que se compran los billetes.

Los autobuses son el medio más cómodo para llegar a los lugares a los que no llega el metro. El precio del billete depende también de recorrido, pero hay que llevar el precio exacto, el conductor no dispone de cambio.

Otra buena opción para recorrer Singapur son los autobuses turísticos. Tres compañías operan en la ciudad: Hippo, City Tours y Singapore Airlines. Cada una de ellas tiene varias rutas que llegan a los lugares turísticos más destacados de la ciudad.

Viaja a Singapur

Alojamiento

Dormir en Singapur es más caro que en cualquier otro país del Sudeste Asiático. Aún así, hay un tipo de alojamiento para cada viajero y presupuesto.

  • Hoteles. Viajar a Singapur da la oportunidad de alojarse en uno de los hoteles más famosos del mundo, el Marina Bay Sands. Por desgracia no todos tenemos presupuesto para pasar allí varias noches. Pero no hay que desesperar. Si algo hay en Singapur son hoteles. En toda la ciudad y de todas las categorías. Solamente hay que buscar un poco para encontrar el que se adecúa a cada uno. Yo os recomiendo, para un presupuesto medio/alto en Park Royal on Beach Road. Nosotros estuvimos allí, está bien ubicado y resulta muy cómodo.
  • Albergues. Repartidos por la ciudad hay un buen número de albergues juveniles, algunos de ellos con muy buenas críticas. La mayor oferta de este tipo de alojamiento se puede encontrar en Little India y Chinatown.
  • Hostales y B&B. Punto intermedio entre los dos grupos anteriores. Más sencillos que los hoteles y con mejores precios, aunque puede que tengas que alejarte un poco del centro para encontrar alojamiento de este tipo.

Comer y beber

Dicen que Singapur es una ciudad cara. Y no falta razón a quien lo afirma. Hay que tener claro que comer o beber en este país no tiene nada que ver con hacerlo en Malasia o Tailandia. Todo aquí es mucho más caro. Pero hay tantos restaurantes, bares y cafés por toda la ciudad que siempre se puede encontrar un buen lugar donde comer por poco dinero. Y esos lugares están siempre lejos de las zonas más turísticas. O quizás solamente un poco más escondidos.

Qué comer en Singapur

Estos son los platos típicos que hay que probar en el país, Si vas a la Oficina de Turismo es probable que te den un folleto en el que aparezcan todos ellos:

  • Rojak. Ensalada al estilo asiático. Si se como en China Town llevará frutas frescas y vegetales. Sin embargo en los restaurante indios le añaden distintos ingredientes fritos.
  • Roti Prata. Es una especie de torta que se rellena con frutas, verduras, huevo o cualquier otro ingrediente. Luego de unta con distintas salsas.
  • Fried Carrot Cake. Es lo que el nombre indica: un pastel frito de zanahoria. Hay una variedad negra, más dulce, y otra blanca.
  • Char kway teow. Un plato en el que mezcla lo dulce y lo salado. Se hace con arroz, fideos chinos, huevo, gambas y almejas.
  • Bak Kut Teh. Realmente es difícil que alguien quiera probar este plato con el calor que hace en Singapur. Se trata de una sopa con caldo de cerdo, especias, ajo y con costillas de cerdo.
  • Fish head curry. Cabezas de pescado guisadas en una salsa de curry y servidas con vegetales.
  • Laksa. Es un curry con fideos chinos de arroz. La salsa es picante y lleva gambas y almejas.
  • Chicken Rice. Arroz con pollo, un plato característico de Singapur.

Aunque estos son platos típicos de Singapur, en el país se pueden degustar platos de todo el mundo. Hay infinidad de restaurantes. Comida italiana, malaya, china o europea se puede encontrar en la ciudad.

Viajar a Singapur

Dónde comer en Singapur

Hasta no hace mucho, en Singapur también era sencillo encontrar los típicos puestos de comida callejera como los que hay en la vecina Malasia. Sin embargo, en determinado momento el gobierto decidió, por motivos de higiene, eliminarlos de las calles. En su lugar se crearon los hawkers, espacios sencillos en los que pudieron instalar esos vendedores pagando un pequeño alquiler. En todos hay mesas y lavabos. Aunque no ofrecen servilletas a los clientes. En cada uno de los puestos venden un tipo de comida, y las bebidas se adquieren en puestos diferentes. El precio es económico y al calidad de la comida buena.

Las Food Courts serían la versión más elegante de los hawkers. Se pueden encontrar en los centros comerciales o en algún edificio que tenga una atracción turística. A su favor, que cuentan con aire acondicionado y son más cómodos. También son algo más caros que los anteriores, aunque siguen siendo bastante asequibles. De nuevo los postres o las bebidas se tienen que comprar en puestos distintos a los de la comida.

Y por último, si estamos en Singapur podemos comer en alguno de sus muchos restaurantes. El barrio en el que este se encuentre nos dirá el tipo de comida que podemos comer en él. Si se quiere comer un biryani, habrá que ir a Little India. Si prefieres falafel, tendrás que buscarlo en algún restaurante de Kampong Glam. Y si lo que te apetece es comida china, ya sabes: tendrás que ir hasta Chinatown.

Hay restaurantes lujosos, otros con preciosas terrazas junto al río y muchos con decoración acorde a su entorno. Los hay caros y baratos. Con cartas muy extensas y otros que ofrecen solamente un puñado de platos. Yo os dejo aquí el nombre de dos restaurantes que a mi me gustaron.

  • Zam Zam. Este restaurante de Kampong Glam lleva abierto desde 1908. Es un local sencillo lleno de jóvenes y no tan jóvenes del barrio. Solo hay que sentarse a una de sus mesas  y pedir un murtabak, una deliciosa tortilla salada. Las hay rellenas de pescados, pollo, ternera o cordero. No sirven cerveza ni tienen refrescos fríos, siempre se sirven con hielo.
  • First Thai Food. Encontramos este restaurante de casualidad caminando hacia nuestro hotel. Está en Purvis St, una anima calle llena de restaurantes. Después de recorrerla entera nos decantamos con este. Puede que fuera el más sencillo de todos, sin aire acondicionado pero muy animado. Su carta es tan amplia que el problema está en que elegir de entre todos sus platos tailandeses. Son rápidos, la comida es buena y el precio final económico.

Dónde beber en Singapur

En Singapur hay muchos barés y cafés. Alrededor de Marina Bay hay un buen número de terrazas al borde del agua que se llenan al caer la tarde con turistas y los trabajadores del cercano distrito financiero. Cualquier cosa que se tome en ese lugares tendrá un precio proporcional a la vista que ofrezca. Algo similar ocurre con los bares que se han instalado en las shophouses junto al río. Cuanto más turístico sea el lugar, más caro será también tomar una bebida. Por no hablar de una cerveza.

Hay locales de la ciudad en los que no sirven alcohol. Y en los que lo sirven una cerveza puede costar lo mismo que una cena en uno de los restaurantes que he mencionado arriba. Hay una zona de copas muy popular en Kampong Glam. La animada y peatonal Haji Ln está llena se bares y restaurantes. Al caer la noche la calle se llena de gente que va y viene en busca de una mesa al aire libre. Tomar allí una cerveza, con impuestos, puede costar hasta 15 $.

También es caro beber en los bares/restaurantes de Emerald Hill, pero la calle y sus locales son tan bonitos que bien merece la pena darse un capricho.

Pero no hay que desesperar. También se puede beber una cerveza bien fría en otras partes de la ciudad. China Town fue el lugar donde nosotros encontramos todas la bebidas, desde zumos a cervezas o refrescos al mejor precio. Por ejemplo en Chinatown Food Street puedes entrar en un bar, coger tu mismo la cerveza y tomarla en una de las mesas de la calle por 5 $.

Compras

Para los amantes de las compras viajar a Singapur debe ser un placer. Sobre todo si se llevan un montón de tarjetas de crédito. No hay solo barrio en el que el viajero no encuentre infinidad de tiendas en las que pasar el día en busca de algún recuerdo de la ciudad o perdido entre las boutiques de las mejores marcas. Estos son sin duda los mejores lugares para ir de compras:

  • Little India. En su calles se pueden encontrar animadas tiendas que huelen a incienso. En ellas se puede comprar ropa de algodón llena de color, electrónica y artesanía india.
  • Bugis Street Market. Este lugar era la zona más sórdida de la ciudad. Hoy es el mercado cubierto más famoso de Singapur. En él puedes comprar camisetas, bolsos y todo tipos de recuerdos.
  • Orchad Street. Una calle llena de centros comerciales. En todos ellos se encuentran las mejores marcas internacionales, desde Gucci a Prada. En algunos también hay marcas más económicas, como Zara.
  • Chinatown. En sus tiendas se vende artesanía china a precios cuatro veces más caros que en el país de origen. También se pueden encontrar los típicos recuerdos como llaveros, imanes o tazas al mismo precio o incluso más baratos que en Bugis Street Market. En este barrio merece la pena curiosear en alguna de las tiendas de medicina tradicional china.
  • Kampong Glam. En la calle peatonal que lleva a la Mezquita del Sultan, uno de los lugares que hay que ver en Singapur, se pueden ver muchas tiendas con recuerdos de la ciudad. Pero también ofrecen artesanía típica del islam, como babuchas, cojines o bolsos con una decoración muy atractiva.

Viajar a Singapur

Hacer la maleta para viajar a Singapur

Viajar a Singapur se puede hacer con una maleta ligera. Y sin miedo a olvidarse algo en casa. Es una ciudad moderna en la que podremos comprar cualquier producto que necesitemos y hayamos dejado en casa. Aún así, a la hora de hacer la maleta habrá que recordar llevar estos artículos:

  • Repelente de mosquitos. No queremos volver a casa con dengue.
  • Paraguas. Y si es plegable y trasparente, mucho mejor. Se puede llevar en el bolso por si te pilla uno de esos chaparrones paseando por la calle.
  • Chubasquero. Igual prefieres evitar el paraguas y ponerte esta prenda. Pero hace tanto calor en Singapur que sudaras mucho.
  • Chaqueta fina. Aunque en la calle hace mucho calor, en los establecimientos con aire acondicionado agradecerás llevar un prenda que te proteja del frío que puede llegar a hacer, incluso en el metro.
  • Protector solar. No olvides aplicarte una crema que te proteja del sol si no quieres quemarte en tu primer día en la ciudad.
  • Sombrero o gorra. Aunque te sude la cabeza, te protegerá del potente sol tropical.
  • Adaptador. En Singapur los enchufes son como en Gran Bretaña o Malasia, con tres clavijas planas.
Etiquetas ,

Comentarios (14)

  1. Un muy buen resumen que espero que me sirva alguna vez, porque aunque he estado allí en 2 escalas diurnas de 12 horas, la verdad es que en ambas iba bastante zombie por el jetlag y me supo a muy poco.
    Es un lugar que merece, al menos, de tres días seguidos.

  2. Pues que bien me vienen estos datos.
    Tal vez este próximo año 2018 conozca Singapur. Alfredo ya lo visitó y le encantó. Por eso él me insiste en que debemos ir. Lo tendré que escuchar!
    Un beso grande.

  3. Hola!!!! Que fantástica guía has hecho!!! No esta en mis planes próximos visitar Singapur pero estoy segura que es uno de los lugares que me gustaría conocer, así que te guardo para cuando ese momento se presente y con tu post seguro ya tendré algunas cosas resueltas. Gracias y Saludos 🙂

    1. He intentado hacer algo sencillo, con esas dudas que yo tuve al empezar a organizar el viaje y que me encantaría que a alguno le vengan bien en un futuro.
      Un abrazo

  4. ¡Qué buena guía! Muy completa, le echaré un vistazo si me animo a ir por allí. ¿Tienes algún post sobre las infinitas reglas que tiene el país? Me llama mucho la atención que te multen por todo; por un lado está bien en algunos aspectos pero en otros me parece tan absurdo…

    1. Hola Alba. Pues mira, leí al respecto antes de viajar allí, pero tampoco me pareció para tanto. Prohibir fumar no me parece mal. Que no se pueda comer en los autobuses sería algo que prohibiría en más países que la gente es muy guarra. Y lo de las muestras de afecto, pues bueno, nada nuevo. Aún así yo le daba abrazos a Arturo y nadie vino a llamarnos la atención jejejeje. Un abrazo.

  5. Muy buena info para visitar un país curioso…En nuestro caso fue por una escala hacia Camboya, nos movimos a pie por toda la ciudad y lo recuerdo como uno de los lugares donde más he sudado del mundo jajajaja. No sé si volvería, salvo si coincide otra escala, pero sí es un país para al menos pasar un par de días.
    ¡Un abrazo guapa!

  6. Brillante la Guía que has creado. Estuve hace medio año en Singapur y la verdad que aún guardo mucha información que igual puede ser interesante, como aplicaciones para usar allá. Como bien sabéis, es un país donde todo está basado en la tecnología, Internet además de otras muchas herramientas digitales. Voy a hacer recomendación especial de Uber como aplicación básica para moverte por un precio super reducido. Como sabéis, la moneda de Singapur es super estable, unos 1,59 por euro al cambio, pero descubrí una aplicación llamada galperin la cual puedes hacer todos los pagos, no solo en Singapur, sino en cualquier país del mundo sin cobrarte comisión y haces el pago en tu moneda local, lo que te hace no gastar dinero en cambios de divisas. Otra aplicación super bueno es Duolingo, en ella puedes aprender palabras, frases e información básica sobre tu destino, lo cual te da sensación de tener una idea más detallada del país. Y otra que me gusta mucho y la uso, sobre todo para enviar unas postales personalizadas sobre esas fotos que haces en tus viajes es Touchnote.

    Espero que os pueda ayudar con algunas de las muchas aplicaciones que en Singapur te ayudarán.

    Enhorabuena por el post.
    Un saludo

Post a new comment

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies