Villafranca de los Barros, la Ciudad de la Música

por Cristina Monsalvo
villafranca de los barros

Hacer la Ruta de los Descubridores por tierras extremeñas nos ha llevado a lugares tan conocidos como Trujillo o Guadalupe. También nos ha permitido descubrir otras ciudades menos turísticas tales como la Medellín de España o la propia capital pacense, e incluso poner en el mapa lugares de los que nunca habíamos oído hablar, como es el caso de Villafranca de los Barros.

Para situarnos, deciros que Villafranca de los Barros está tan sólo a 43 kilómetros de los maravillosos lugares que ver en Mérida y tan solo a 20 de la coqueta localidad de Zafra. Es una de las principales productoras de vino de la región, con denominación de origen Ribera del Guadiana. Una de sus fiestas más populares es precisamente la Fiesta de la Vendimia, que se celebra en septiembre.

Villafranca de los Barros y la música

Que Villafranca de los Barros sea conocida como «Ciudad de la Música» no es un título que le hayan dado sus vecinos. Es algo mucho más serio que eso, y aunque fueron los villafranqueses los que solicitaron este nombre para su ciudad, distintas asociaciones y organismos de gobierno, que van desde la Diputación Provincial de Badajoz a la Asociación de las Villas Francas de Europa.

Pero ¿por qué merece Villafranca de los Barros este título?. Para averiguarlo hay que remontarse a tiempos pasados en los que los vecinos gustaban de reunirse en fiestas y participar en espectáculos en los que música era la protagonistas. Ya fuera en Semana Santa, Navidad, en la Fiesta de la Vendimia o las romerías, la música estaba siempre presente, teniendo cada momento el repertorio más adecuado para la celebración.

Las canciones populares se fueron trasmitiendo de generación en generación de diversas formas. Una de ellas ligada también a las tradiciones de la localidad: los talleres de bordado, donde las mujeres cantaban mientras trabajaban.

Fue en el siglo XIX cuando Don Pedro Bote llega a Villafranca de los Barros, y siendo un apasionado de la música, funda y dirige la Banda Municipal de Música y la Sociedad Coral e Instrumental Santa Cecilia. Fue la primera de muchas bandas, orfeones y grupos folklóricos que se fundaron después en esta ciudad pacense. Con semejante pasión por la música, no hay duda de que Villafranca merece el sobrenombre que ostenta desde el año 2000.

Villafranca de los Barros y los descubridores

Son muchas las localidades extremeñas ligadas de un modo u otro a todos aquellos descubridores que partieron en el siglo XVI en busca de fortuna y una vida mejor hacia nuevas tierras. Aunque no quedan vestigios en Villafranca de los Barros de aquellos hombres y mujeres, si merece la pena acercarse a la ciudad en la que, entre otros, nació Bartolomé Camacho Zambrano. Tras participar en la conquista de Colombia, edificó una casa en Tunja e mando mensaje a sus mujer para que dejara su hogar pacense y cruzara el océano para reunirse con él.

Qué ver en Villafranca de los Barros

Esta pequeña ciudad pacense es un lugar tranquilo y agradable. Sus casas blancas, sus rejas en las ventanas y el carácter alegre de sus habitantes hacen sentir que uno hubiera llegado a un pueblo andaluz, de esos que deslumbran bajo el sol. Pero no, seguimos en Badajoz. Son pocos los lugares que ver en Villafranca de los Barros, pero os aseguro que bien merece la pena verlos. Sobre todo uno de ellos que para nosotros fue una verdadera e inesperado sorpresa.

Santuario de Nuestra Señora de la Coronada

El actual santuario, de un blanco impoluto, se construyó muy cerca de una ermita dedicada a la Virgen de la Coronada que por su estado ruinoso fue demolida. La capilla mayor, la bóveda y el primer cuerpo de la torre datan de los siglos XV y XVI, momento en el que se construyó el templo. Durante nuestra visita el santuario estaba cerrado, por lo que no pudimos ver el interior.

Villafranca de los Barros

Iglesia de Santa María del Valle

En el centro de la localidad hay dos plazas, la de España y la del Corazón de María. En la primera se puede ver el Ayuntamiento. Y entre ambas, la imponente iglesia de Santa María del Valle. Este templo se edificó en la segunda mitad del siglo XVI sobre los restos de una construcción anterior. El templo comenzó siendo gótico, pero con el paso del tiempo, su aspecto fue cambiando con reformas que se realizan incluso durante el siglo XX.

El elemento más destacado del exterior del edificio es su Puerta del Perdón. Su estilo es gótico-renacentista. y en ella se pueden distinguir una serie de arcos superpuestos, un pequeño rosetón y diferentes elementos decorativos. Entre estos últimos destacan el escudo de Carlos I y los medallones con los cuatro evangelistas.

Villafranca de los Barros

Oficina de Turismo de Villafranca de los Barros

Casi frente a la fachada de la anterior iglesia, se encuentra la nueva Oficina de Turismo de Villafranca de los Barros.  Cuando nosotros visitamos la localidad estaba recién inaugurada, ocupando una de las bonitas casas solariegas que se pueden ver en la plaza. Aunque hay zonas que son privadas, la estancia en la que atienden al público es tan bonita que por si sola ya hace que entrar a curiosear merezca la pena. Además el personal es muy amable, y aunque ahora por el tema Covid-19 no pueden entregar ninguna información en papel, os ayudarán con cualquier información que podáis necesitar.

Villafranca de los Barros

MUVI

Y llegamos a la que para mi es la visita imprescindible en esta ciudad pacense. Se trata del MUVI, el Museo Histórico y Etnográfico de Villafranca de los Barros. Ocupa, al igual que la Oficina de Turismo, una casa solariega. Ésta ha sido restaurada con esmero convirtiendo el antiguo edificio en un espacio moderno en el que se mezclan elementos de arquitectura tradicionales con otros modernos que sin embargo encajan a la perfección en la estructura general del edificio.

Villafranca de los Barros

La colección de este museo abarca desde el Paleolítico hasta nuestros días. En sus salas se hace un recorrido por la historia de la localidad, pasando por la Edad Media, la Era de los Descubrimientos o la Guerra de la Independencia. No falta tampoco una sala dedicada a la música, algo que dado el título de Villafranca, no podía faltar. En una gran sala se pueden ver diferentes objetos del siglo pasado, como la consulta de un dentista con una silla para el paciente en la que más de uno se pensaría dos veces si sentarse o salir corriendo.

Villafranca de los Barros

Una de las salas más bonitas es la dedicadas a las mujeres y esos talleres de bordados gracias a los cuales muchas familias consiguieron salir adelante en tiempo difíciles.

Por último, no hay que dejar de bajar a los sótanos del museo. Allí se encuentra la exposición de coches clásicos. Una maravilla de colección privada que ha sido cedida a este gran museo que ver en Badajoz y que os aseguro a mí me sorprendió muy gratamente.

Villafranca de los barros

El acceso al MUVI es gratuita, disponen de audioguías español, portugués e inglés y cierra lunes y días festivos.

Casa de la Cultura

Otro edificio histórico al que se ha dado nuevo uso en Villafranca de los Barros es una antigua fábrica de  harinas. Se trata de una construcción de finales del siglo XIX que alojó la citada fábrica hasta los años 70 del siglo XX. La rehabilitación comenzó en 1986 y hoy está ocupado por la Casa de la Cultura. Este fue otro de los espacios que no pudimos visitar, pero creemos que sin duda, estando en esta localidad, bien merece la pena pasarse a curiosear y entrar en la cafetería que ocupa lo que fue almacén de harinas o en el salón de actos, lugar en el que estuvo antaño el antiguo molino de piedra.

Espero haberos descubierto un nuevo lugar en tierras extremeñas, y sobre todo, espero que os animéis a visitarlo. Yo si vuelvo por allí, seguro que hago una parada porque me quedé con ganas de poder visitar el MUVI con más tranquilidad.

Fotografía Casa de la Cultura propiedad del Ayuntamiento de Villafranca de los Barros.

Quizás también te interese

16 comentarios

Luz E. 12 enero, 2021 - 9:24 am

Llevo un rato buceando por aquí y por Extremadura contigo…. ¡qué de información! Me han encantado todos los lugares que compartes de esta comunidad, pero es especial este pueblo de Villafranca de los Barros. Estoy organizando una ruta por Extremadura para este verano y la verdad es que no había tenido en cuenta este encantador pueblo… Espero poder ir de verdad. Un saludo y gracias por tanta info útil

Reply
Cristina 12 enero, 2021 - 12:54 pm

Extremadura es una gran desconocida, una región con todo tipo de atractivos. Hay muchos lugares conocidos, y luego pequeñas localidades como Villafranca de los Barros que te sorprenden por sus tradiciones o con un museo que te deja con la boca abierta. Espero que puedas conocer pronto esta comunidad.

Reply
Manolo González 14 enero, 2021 - 12:36 pm

Cristina, me ha encantado tu blog, pero como villafranqués, creo que te dejas atrás uno de los edificios más emblemáticos de Villafranca de los Barros , el Colegio San José del siglo XIX, métete en Internet y buscas, lo verás lo que te has perdido.

Reply
Cristina 14 enero, 2021 - 2:19 pm

Hola Manolo, y gracias por tu comentario. Sé de la existencia del Colegio San José, pero debido a la pandemia fue imposible visitarlo. Todo estaba muy controlado, y aunque soy consciente de lo magnífico del edificio, no quería hablar de un lugar que no he podido visitar. Espero regresar en algún momento a vuestra ciudad y tener el privilegio de conocer ese magnífico edificio. Un cordial saludo.

Reply
Olga 17 enero, 2021 - 11:42 pm

Qué pueblo tan encantador me ha resultado Villafranca de los Barros. A nosotros nos gusta también salir fuera de las rutas turísticas tradicionales, te permiten descubrir grandes sorpresas y lugares inesperados como el pueblo del artículo. De los lugares que mencionas en el post me ha gustado especialmente la Casa de la Cultura y el MUVI, tan interesante y con esa colección de coches antiguos tan completa. Anotado queda para cuando podamos viajar a tierras extremeñas. Un abrazo!

Reply
Cristina 18 enero, 2021 - 6:34 pm

El MUVI es una verdadera joya, un lugar para aprender sobre la cultura y la historia de Villafranca de los Barros en un espacio renovado con mucho acierto. Un abrazo y feliz semana.

Reply
Raquel 15 enero, 2021 - 6:13 pm

No conozco Villafranca de los Barros, pero me han entrado ganas de visitarla… Me ha encantado la oficina de turismo, dando un nuevo uso a una casa tan bonita… Igual que la fábrica de harinas, reconvertida Casa de la Cultura. Soy una enamorada de los edificios antiguos reconvertidos, siempre que respeten su esencia original… Y desde luego, visitaré la exposición de coches clásicos porque me alucinan! Conozco muy poco de Extremadura, así que tus posts me vienen genial. Saludos!

Reply
Cristina 16 enero, 2021 - 12:30 pm

Hola Raquel. La verdad es que Extremadura tiene muchos lugares que merecen la pena ser visitados, algunos muy conocidos, cómo Cáceres, Trujillo o Mérida. Y otros de los que muchos ni han oído hablar, tales como Villafranca de los Barros, un lugar que a nosotros nos encantó conocer.

Reply
Jose Manuel Luna 15 enero, 2021 - 9:03 pm

Hola Cristina soy Villafranques aunque salí con 15 años para estudiar a Madrid donde sigo ,por mi trabajo he tenido la oportunidad de viajar por todo el mundo y por vocación casi por toda España.Tu comentario sobre Villafranca de los Barros es magnifico ademas de riguroso cuentas con todo detalle y delicadeza todo lo que se puede ver allí por lo que el que te siga sabe de antemano que puede ver ,ademas del colegio de San Jose .Sobre lo de ciudad de la música por ejemplo mi padre y mi padrino estuvieron en el orfeón con Pedro Bote y en los años 60 del siglo pasado hubo una agrupación Lírica de aficionados que intervinieron en un certamen nacional de Zarzuelas en Torrelavega y ademas interpretaron varias por diversos lugares, en ella fuimos participamos mi padre ,mi hermano y yo.

Reply
Cristina 16 enero, 2021 - 12:32 pm

Hola José Manuel y muchas gracias por tu comentario y tus amables palabras. Un cordial saludo.

Reply
Rubén 15 enero, 2021 - 11:57 pm

Me encanta Extremadura y estos pueblos blancos que te hacen sentir en Andalucía o incluso en algunas ciudades coloniales de América. No conocía la existencia de este Villafranca de los Barros pero me ha resultado curiosa su historia y el sobrenombre que recibe. Me ha encantado el MUVI y creo que ya sólo por este museo merece la pena desplazarse hasta este rincón extremeño. Saludos

Reply
Cristina 16 enero, 2021 - 12:31 pm

El MUVI por si solo ya hace que pasar por Villafranca de los Barros merezca la pena 🙂

Reply
Viajando A Mi Manera 18 enero, 2021 - 10:24 am

Extremadura es uno de los grandes desconocidos para mucha gente, entre los que me incluyo, apenas he visto las ciudades más grandes, pero veo que sus pueblos tienen mucho encanto. Como bien dices, Villafranca de los Barros tiene un aire andaluz y su Plaza de España me recordó a la Plaza del Socorro en Ronda, presidida por esa bonita ermita encalada.

Sin duda cuando vaya de visita me pasaré por la Casa de la Cultura y el MUVI, puesto que me encantan los museos y esa silla de dentista seguro que no es la única maravilla que se pueda encontrar allí dentro.

Además de Zafra, ¿hay algún otro pueblo cerca que merezca la pena visitar conjuntamente con este? Un saludo.

Reply
Cristina 18 enero, 2021 - 6:37 pm

Hola Rocío. El MUVI tiene muchos tesoros de los más singulares. En cuanto a tu pregunta sobre los pueblos, Zafra es la localidad más cercana a Villafranca de los Barros, pero tampoco están lejos Mérida y Jerez de los Caballeros. 🙂

Reply
Jordi 18 enero, 2021 - 6:46 pm

Jamás había oído hablar de Villafranca de los Barros, la verdad, pro ya veo que merece una visita. Esta portada gótico-renacentista de Iglesia de Santa María del Valle me ha parecido una maravilla, por ejemplo. Sin embargo, lo que más llama la atención es este Museo Histórico y Etnográfico de Villafranca de los Barros. ¿Cómo puede conseguir un pueblo de este tamaño un museo así? Muy chulo, la verdad.

Reply
Cristina 19 enero, 2021 - 1:04 pm

Ese museo es una de las cosas por las que no hay que dejar de conocer Villafranca de los Barros. Desde el propio edificio, a su adecuación como museo y por supuesto su colección, hacen del MUVI un lugar de visita obligada 🙂

Reply

Dejar un comentario

Centro de preferencias de privacidad

    Google

    Analíticas de visitas y tráfico web.

    _ga,_gid,_gat
    _ga,_gid,_gat

    GPDR

    Cookie para obtener información sobre los consentimientos dados sobre la ley GPDR

    gpdr[allowed_cookies],gpdr[consent_types]

    Scroll Up