Dormir en Gaillac (Francia): Château de Tauziés

by Cristina
Dormir en Gaillac

Hay una variedad aceptable de alojamientos para dormir en Gaillac. Algunos están en el centro, otros a poca distancia de la ciudad. De entre todos ellos nosotros nos alojamos en el que seguramente sea el mejor hotel de la zona: The Originals Château de Tauzies.

Dormir en un château en Gaillac

Cómo su nombre indica, este establecimiento ocupa un antiguo château, reformado y modernizado para ofrecer el máximo confort a los huéspedes. Rodeado de viñedos, se encuentra a 6 kilómetros del centro de Gaillac, en un lugar perfecto para disfrutar de tranquilidad.

dormir en gaillac

Habitaciones

Las habitaciones se reparten en los dos niveles del edificio, siendo las de categoría superior las que están en el piso inferior. Nosotros nos lo alojamos en una de ellas y nos sorprendió desde su gran tamaño hasta lo acertado de la moderna decoración en contraste con el edificio levantado en 1851. La habitación contaba con una gran cama doble, un sofá camá, una mesa y cuatro sillas, armario. Teníamos también una pequeña cocina con todo lo necesario, desde menaje a microondas, vitrocerámica, hervidor, lavavajillas,…

dormir en gaillacTodas la habitaciones de la planta baja tienen acceso directo a las terrazas en las que hay instaladas mesas y sillas para cada una de las estancias. No son terrazas individuales pero el tamaño es tan grande que nunca sentirás cerca a los huéspedes de la habitación contigua.

dormir en gaillac franciaEn cuanto al baño, tenía el inodoro separado en un pequeño cuarto. El lavabo y la ducha, muy modernos y cómodos, con estupendas toallas de un blanco impoluto, con acceso sin puerta desde la habitación. Algo que puede incomodar a determinados viajeros o molestar si uno de los huéspedes se levanta por la noche y enciende la luz.

dormir en gaillac

Desayuno

El desayuno se sirve cada mañana a la hora que se solicite. Te dejan una caja de madera en el exterior de la habitación a la hora acordada con zumos, leche, bollería, pan, mermeladas,… En la habitación hay servicio de café y té, por lo que juntando todo se consigue un fabuloso desayuno que cuando el tiempo acompañe disfrutarlo en el la terraza exterior de la habitación debe ser todo un placer.

dormir en gaillac

Precio

No es un alojamiento económico, pero os aseguro que merece a pena disfrutar de este hotel de Gaillac. Sobre todo si se visita la zona en verano, pues además de todo lo que os cuento, el Château de Tauzies cuenta con una pequeña piscina con vistas a los viñedos.

Dependiendo de las fechas podéis encontrar habitación para dormir en Gaillac en este hotel desde 89 €. No se incluye el desayuno, cuyo precio es de 12 € por persona/día.

Lo mejor del Château de Tauzies

  • La limpieza magnífica. Ojalá no llegue a ser de esos alojamientos en los que pasan los años y parece que se les olvida cómo mantener una habitación perfecta para el siguiente huésped.
  • El tamaño de las habitaciones, perfecto tanto para dos cómo para cuatro huéspedes.
  • La ropa de cama y de baño, de un blanco impoluto de algodón de buena calidad.
  • Las amenities de la marca Caudalie: estando en un viñedo no podían haber elegido productos mejores que unos elaborados con uvas.
  • El entorno: tranquilo y precioso. Uno de esos lugares en los que uno estaría encantado de llegar sin prisa y poder quedar allí varios días.
  • Muy buenos tanto el aislamiento lumínico como acústico. Y la temperatura de la habitación perfecta para sentir calor sin llegar a estar agobiado.
  • Aunque no echamos de menos unos huevos para prepararnos una tortilla, el desayuno nos encantó. Todo productos frescos que colocamos sobre la mesa y disfrutamos sentados mirando el dorado paisaje otoñal tras la ventanas.
  • La atención de personal, correcta y cordial a la vez.

No me gustó del Château de Tauzies

  • No me gusta que el baño no tenga puerta. Aunque solamente sea la zona del lavabo, una puerta elimina luz y ruido, evitando que un huésped pueda molestar al otro si se levanta durante la noche. Por suerte aquí el inodoro tiene su puerta y permite intimidad.
  • Me pasó una cosa muy rara, y es que al acostarme sentía que me caía de la cama. A la mañana siguiente me fijé y vi que el suelo de madera de la habitación está bastante inclinado, algo que se notaba poco en la cama cercana a la ventana pero mucho en la cama junto al baño.  Algo que me hizo dormir mucho peor de lo esperado teniendo en cuenta lo cómodo que eran tanto el colchón cómo las almohadas.

Si volviera a Gaillac o a esta zona de Occitania creo que no dudaría en alojarme en este hotel/apartamento. El detalle de la cama seguro que tiene solución subiendo un poco las patas de un lado y lo de la puerta del baño, cómo la que se suele despertar por las noches soy yo, intento ser cuidadosa y no hacer ruido ni encender la luz para no molestar a quien comparte habitación conmigo.

You may also like

Dejar un comentario

Centro de preferencias de privacidad

Google

Analíticas de visitas y tráfico web.

_ga,_gid,_gat
_ga,_gid,_gat

GPDR

Cookie para obtener información sobre los consentimientos dados sobre la ley GPDR

gpdr[allowed_cookies],gpdr[consent_types]

Scroll Up